Iglesia y Panteón de San Fernando

De este lugar partían los misioneros franciscanos a evangelizar, descalzos, el extenso y desconocido territorio nómada del norte. Del Colegio Apostólico de Propaganda Fide sólo quedó la iglesia, el panteón y una parte del edificio: un barroco mexicano de cantera y tezontle que tardó veintiún años en ser construido (1734-1755), y hasta la primera mitad del siglo XIX poseía una de las mejores bibliotecas y pinacotecas de la época virreinal.

El panteón de San Fernando fue exclusivo para los monjes, benefactores y ciertos nobles, hasta que, en 1833, los cementerios fueron abiertos también a los laicos. Para la segunda mitad del siglo XIX, los bienes de la iglesia fueron expropiados y con ello San Fernando se convirtió en panteón civil, aunque nunca perdió su carácter elitista: en él se muestra no sólo el arte funerario, sino un recorrido por la historia de México a través de los políticos, empezando por Benito Juárez, hombres de letras o potentados que en las lápidas tradujeron las expectativas de sus vidas.

Horario: Martes a domingo de 9 a 17 horas.

Teléfono: 5518 4736

Ubicación: 
Plaza de San Fernando 17, colonia Centro, Ciudad de México.

Mapa

Javascript is required to view this map.